Mar de Fondo: El derrumbe de Echeverría
Publicado el: 12/14/2017 10:52:56 PM en
Mar de Fondo: El derrumbe de Echeverría
 

 

El exsecretario de Salud, Ernesto Echeverría Aispuro, fue el principal sostén del edificio de la corrupción durante el gobierno de Mario López Valdez y ahora representa el símbolo del castigo que el actual gobernador Quirino Ordaz Coppel emprende contra aquellos que desvalijaron a la administración pública estatal.

 

Si usted como lector cree que son excesivas las acciones de tipo penal y administrativas que la Secretaría de Transparencia y Rendición de Cuentas, la Auditoría Superior del Estado y la Fiscalía General de Sinaloa le aplican a Echeverría Aispuro, recuerde nomás cómo se descuidó la salud de los sinaloenses para que ese dinero se fuera a las cuentas bancarias de este exfuncionario.

 

Las farmacias del Sector Salud sin medicamentos, equipo clínico rentado a uno de los socios de Echeverría, médicos y enfermeras afectados en sus percepciones económicas, atención médica deficiente en las regiones rurales y toda una larga lista de irregularidades llevan a concluir que las sanciones aplicadas a Echeverría sus colaboradores son insuficientes frente al daño causado.

 

Con la multa económica de casi 500 millones de pesos, inhabilitación por ocho años para ocupar cargos públicos y las carpetas de investigación presentadas ante un juez de control por la Fiscalía del Estado dan cuenta de la voluntad de Ordaz Coppel por sentar precedentes de aplicación de la ley a los saqueadores del erario. De llevarse esas actuaciones hasta sus últimas consecuencias seguramente los que trabajan en el Gobierno la pensarán dos veces antes de caer en cohechos y peculados.

 

La corrupción ya nos hartó a los sinaloenses. En décadas hemos visto como los gobernantes en turno amasan cuantiosas fortunas de la noche a la mañana mientras los ciudadanos pagamos más impuestos, con salarios que no alcanzan ni para cubrir la canasta básica y con una serie de limitaciones que se tornan ofensivas frente al derroche de los ricos sexenales.

 

¿Excesivo rigor de la ley contra Echeverría Aispuro? No nos compadezcamos si es lo que el estado de derecho determina para quienes saquearon las finanzas. Así como el exsecretario de Salud, hay al menos veinte exfuncionarios malovistas que son vinculados a procesos judiciales por actos de corrupción.

 

Como ciudadanos afectados por esos saqueos, exijamos que no haya impunidad sino mano dura y más carácter del Gobernador y las instancias de procuración e impartición de justicia, para que sean debidamente castigados. Ni un paso atrás, si la sociedad lo que demandamos es que se acabe con las ratas de dos patas.

 

 

DEPRIMERA VISIÓN
EN RETROSPECTIVA
REPORTAJE
VISIÓN LITERARIA
OBSERVATORIO DEPORTIVO
ENCUESTA