Las andanzas de Héctor "El Güero" Palma
Publicado el: 24/05/2021 03:13:59 p. m. en
Las andanzas de Héctor "El Güero" Palma
 


Absuelto por el delito de delincuencia organizada, Jesús Héctor Palma Salazar, “El Güero Palma”, probó apenas ocho minutos el sabor de la libertad la noche en que fue sacado del penal de máxima seguridad de El Altiplano, solo para ser trasladado a un arraigo en el que se le busca enjuiciarlo por otros delitos, como el de homicidio doloso. El ex capo de casi 80 años de edad, ha permanecido en varias prisiones los últimos 26 años, y ahora en el ocaso de su vida, busca vivir los últimos días libre como el viento.

 

Por Santiago Rentería

 

Justo antes de ser apresado, a Jesús Héctor Palma Salazar le endilgaron el asesinato del subcomandante de la Policía Judicial de Nayarit, Antonio Contreras, y de su escolta José Cruz Guerrero, pero nunca, a lo largo de los doce años subsecuentes que estuvo en una prisión mexicana, fue enjuiciado por estos hechos.

 

Por el contrario, El Güero Palma permaneció de 1995 hasta el 2007 sin una sentencia por parte de los juzgados mexicanos y fue en ese último año en que la entonces Procuraduría General de la República lo entregó en Extradición al Departamento de Justicia estadounidense.

 

Los gringos sentenciaron a Palma Salazar a nueve años de prisión, luego de un juicio breve en el que accedió a colaborar con los fiscales para ser tratado con beneficios legales. En 2016 El Güero Palma cumplió su condena con la justicia americana, pero al ser repatriado a México, agentes federales ejecutaron su captura para ser trasladado al penal de El Altiplano.

 

Ahí se supo que el compadre y socio de El Chapo Guzmán tenía un expediente pendiente por el asesinato de los policías nayaritas.

 

El caso

 


Según los testimonios de la época, Héctor Palma habría ordenado el asesinato del subcomandante debido a que se cambió de bando y pasó de proteger los intereses de los socios sinaloenses, a colaborar con el Cártel de Tijuana encabezado por los hermanos Arellano Félix.

 

La Fiscalía de Nayarit dijo en 2016 que contaba con un testimonio de un sicario que participó en el crimen de los agentes, ocurrido sobre la carretera Internacional México 15, a la altura del poblado de Trigomil.

 

Un mes después, fue detenido tras accidentarse el avión ejecutivo en el que viajaba de Ciudad Obregón, Sonora, a Guadalajara, para acudir a la boda de uno de sus socios.

 

Lo irónico es que el avión cayó en tierras de Nayarit, la zona donde supuestamente ejecutó uno de sus últimos crímenes antes de ser arrestado.

 

Desde que se le imputó la muerte de los policías, los abogados de Palma Salazar han buscado ampararlo. De hecho, el 4 de abril se cumplió la sentencia de amparo de ser absuelto por el delito de delincuencia organizada.

 

Alertada la FGR de su liberación, se ordenó de inmediato su arraigo para buscar si cuenta con un proceso judicial en firme. Fue así como el presidente Andrés Manuel López Obrador opinó que el caso de El Güero fue un “sabadazo”, en referencia que fue sorpresivo su amparo.

 

“No se puede emitir una orden para liberar a un recluso acusado de delincuencia organizada un sábado en la madrugada, eso coloquialmente se conoce como ‘sabadazo’”, declaró López Obrador en la mañanera.

 

Sin embargo, aclaró que tras un proceso de investigación en el que no se encuentre ningún pendiente judicial en su contra, tendrá que ser liberado.

 

“Se iniciaron las consultas correspondientes a las fiscalías estatales, así como a la cancillería, para que a su vez hiciera las consultas al Departamento de Justicia de Estados Unidos por si hubiera algún otro delito”, dijo.

 

La fama del Güero

 


Uno de los narcos sinaloenses más conocido, socio del Chapo Guzmán y del Mayo Zambada en aquellos años 80 en que brillaba el Cártel de Sinaloa bajo el mando de Rafael Caro Quintero, Ernesto Fonseca Carrillo y Miguel Félix Gallardo, Héctor Palma era conocido por su fama de sanguinario y es uno de los más retratado en series populares de televisión.

 

Su leyenda se empaña con la tragedia novelesca debido al asesinato de su esposa e hijos, quienes fueron decapitados por un exsocio venezolano que trabajaba de manera subterránea para los hermanos Arellano Félix.

 

La misión de Enrique Rafael Clavel Moreno era infiltrarse en la organización de Héctor Palma y aprovechó sus constantes viajes para enamorar a su esposa Guadalupe Leija.

 

De acuerdo con los registros de la época, Clavel recibió la orden de hacerse socio de Palma, para buscar una posterior venganza que incluso concernía a Félix Gallardo.

 

Gracias a sus largas ausencias de casa por los negocios del narco, Clavel comenzó a enamorar a Lupita, con quien sostuvo un romance a espaldas de El Güero.

 

Cuando la mujer ya estaba prendida del venezolano, él le pidió que dejara a Palma en un arrebato de pasión y la invitó a escaparse juntos a un mundo de fantasía conocido por los enamorados.

 

Fue así como Lupita Leija sacó dos millones de dólares de una de las cuentas de su esposo y se marcharon a San Francisco, California, en donde se hospedaron en un hotel junto con sus dos hijos. Pero en realidad, Clavel la sedujo para sacarla de México y degollarla junto con sus niños.

 

Días más tarde, los cuerpos de Lupita y sus hijos, Jesús Héctor y Nataly, fueron arrojados del puente Viaducto Viejo, el cual enlaza al centro de la ciudad con la Concordia, llamada también Prolongación de la 5ta Avenida, en San Cristóbal, Venezuela?.

 

Clavel le mandó a El Güero la cabeza de su esposa en una hielera y el video de sus hijos cayendo al vacío. Palma Salazar no se quedó con los brazos cruzados y, con apoyo tanto logístico como moral y financiero de sus socios, El Chapo y El Mayo, lograron que Clavel fuera detenido.

 

Sin embargo, tan pronto como fue arrestado, fue asesinado junto con su abogado, nueve familiares de los Arellano, sus tres hijos y otros tres cómplices venezolanos.

 

Norma Corona

 


Además de otros crímenes, a Héctor Palma se le atribuye el homicidio de la abogada sinaloense Norma Corona, el cual ocurrió en Culiacán en 1990 y con esto comenzó una serie de exigencias al Estado mexicano que concluyeron con la creación de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos.

 

La abogada y activista fue ultimada en mayo de 1990 en la esquina de la calle Ignacio Zaragoza y Vicente Riva Palacio, en el sector Centro, después de intentar llegar al Edificio Central de la UAS.

 

La teoría del caso Norma Corona señala que ella era amiga de los estudiantes venezolanos José Vladimir Arzolay Mendoza, Víctor Julio Suate Peraza y Amaury José Glaciano Planchart.

 

Palma los habría mandado matar primero a ellos usando policías corruptos debido a que, en su paranoia, les atribuyó ser socios de Clavel. En la balacera también murió el abogado sinaloense Jesús Alfonso Güémez Castro.

 

Debido a que Norma comenzó a investigar estos homicidios, fue que policías corruptos ejecutores del Cártel de Sinaloa le tendieron una emboscada que comenzó cuando salió de la oficina de la Comisión de Defensa de los Derechos Humanos, ahora dirigida por sus amigos Óscar Loza Ochoa y Leonel Aguirre Meza.

 

De hecho, la Comisión de Defensa de los Derechos Humanos salió a decir en los días de la supuesta liberación de Palma que la Fiscalía General de Sinaloa, debe aclarar ciertos puntos ante la liberación de Héctor Luis “El Güero” Palma, y que también deben reabrir el expediente de Norma.

 

Aunque por su homicidio se detuvieron a policías, el presunto autor intelectual, Palma Salazar, nunca fue cuestionado por el crimen de la abogada defensora de los derechos humanos.

 

DEPRIMERA VISIÓN
EN RETROSPECTIVA
REPORTAJE
VISIÓN LITERARIA
OBSERVATORIO DEPORTIVO
ENCUESTA
¿Alguno de los candidatos o candidatas a la gubernatura realmente le despierta entusiasmo como para salir a votar por él o ella?
No
 
 
 
 
 
 
Created with Poll Maker